martes, 19 de abril de 2016

¡Hogar, dulce hogar!

¿Qué, cómo y cuánto? 

Son las tres preguntas que con más frecuencia llegan a las puertas de emeARQ


La gente necesita saber si el gran paso que van a realizar en su vida, podrá ser asumido por sus bolsillos y que dirección seguir.

Pues bien, no os vamos a poder dar un precio final de lo que os costaría vuestra aventura porque si no ya no sería una aventura, y porque depende de muchísimos factores que alteran el resultado final, pero vamos a intentar orientaros.

Para empezar hay dos claras posibilidades de elección:

1. Adquirir o heredar un bonito solar con vistas al mar, en la base de una espectacular montaña o, todavía mejor, en una urbanización lejos del bullicio de la gran ciudad.


2. Disponer de una construcción antigua o seminueva, y ver qué podemos hacer de ella para convertirla en lo que deseas.

emeARQ, reforma vivienda en Castelldefels, con ATA


1. Nos centramos en los solares


¿Aislados o entre medianeras? En los dos casos se actúa igual, y lo primero es asegurarse de que se trata de un solar edificable y que aplicando las normativas urbanísticas de la población en la que se encuentra, nos puede quedar una vivienda apta para vivir. 
Para ello puedes servirte de tu virtud viendo las cosas con claridad o pedir asesoramiento a un técnico. Este técnico te hará un presupuesto que incluirá la visita al solar y la propuesta esquemática. 

Foto: Pinterest

Una vez adquirido el solar, te tocará escoger un arquitecto y un ingeniero de la edificación, antes llamados arquitectos técnicos o aparejadores.
Pensando que si estás leyendo este post, lo que bien harás es dirigirte a emeARQ, nosotras te realizaremos unos honorarios que incluirán: el proyecto y la dirección de obra por parte del arquitecto; y dirección de ejecución, control de calidad, estudio de seguridad y salud y coordinación de seguridad, por parte del ingeniero de la edificación.

Los honorarios del arquitecto dependen de la superficie final de la vivienda y de una serie de códigos que marca el colegio oficial de arquitectos. Estos son según la localización de la obra, el tipo de obra (obra nueva, reforma, obra civil), el coeficiente de calidad y el de uso (vivienda 50-100 m2, vivienda 100-150 m2, hospitales, locales comerciales, oficinas,....).
A estos honorarios se le añade el visado del proyecto, el seguro de responsabilidad civil y el 21% de IVA.

Ahora sabemos de que pie cojean los técnicos, pero ¿qué me va a costar la construcción?

emeARQ, inicio obra vivienda unifamiliar aislada

Pues más que los técnicos, y no tiene nada que ver el valor de construcción con el famoso PEM (presupuesto de ejecución material) que se necesita para las tasas del ayuntamiento y otros menesteres legales.
Tratándose de una obra nueva no solo tienes que tener en cuenta la construcción sinó también un estudio geotécnico del suelo. Para ello contactarás con un constructor que, a través de las mediciones que habrán en el proyecto, realizará el presupuesto.

emeARQ, vivienda unifamiliar en Sant Joan les Fonts (Olot)

Sumando todo esto obtendrás lo que te costará tu obra nueva.
¡Enhorabuena, ya tienes tu hogar, dulce hogar!

2. Dispones de una construcción antigua o seminueva


- Reforma interior (tabiquería e instalaciones), reforma con afectación estructural i/o ampliación


emeARQ, reforma interior vivienda entre medianeras

Los honorarios del arquitecto dependen de la superfície a reformar y de los mismos códigos que marca el colegio oficial de arquitectos de los cuales os hemos hablado en el apartado anterior.
A estos honorarios se le añade el visado del proyecto, el seguro de responsabilidad civil y el 21% de IVA.
Es importante destacar que los honorarios de una reforma interior sin que se toque estructura son mucho más económicos que los de una reforma con afectación estructural o una reforma más ampliación.
A estos honorarios se le sumará el presupuesto de la empresa constructora.
¡Ahora ya tienes tu hogar, dulce hogar, partiendo de algo viejo!

- Derribo de lo existente y obra nueva

Muchas veces nos encontramos en que las condiciones de los solares en centro urbanos, son muy malas. A la reforma que te planteas se le debe de sumar todo tipo de imprevistos. Según las condiciones de estos edificios, es aconsejable, y a la larga más económico, derribar y construir a partir de un solar vacío.

Foto: Pinterest

En cuanto a honorarios, se debe de sumar a lo que hemos explicado anteriormente un proyecto de derribo. Con lo que habrá un proyecto, y por lo tanto honorarios de un técnico, y una empresa constructora que lo realizará.
Después del derribo trataremos el solar como una obra nueva. 
¡Has convertido algo viejo en tu totalmente nuevo hogar, dulce hogar!

Ahora que sabemos las opciones que nos podemos encontrar, ¿os atrevéis a empezar a moveros? 



0 comentarios:

Publicar un comentario